Lo que buscamos los porteños cuando salimos a comer afuera

A los porteños nos encanta salir a comer o a tomar café, casi como un ritual. Comer “afuera” es una oportunidad única para pasarla bien con amigos o con la familia. Sin embargo, estas maravillosas intensiones que nos mueven a pagar un desayuno, almuerzo o cena en un lugar que no es nuestro hogar, no quitan que tengamos gustos bastante definidos en el momento de elegir el sitio gastronómico adecuado.

En general, a muchos de los argentinos, no solo los porteños, nos encanta la carne, y para algunos expertos en gastronomía le tenemos especial aprecio a la comida simple, con pocos condimentos. Por otro lado, en la ciudad de Buenos Aires, cada vez hay más restaurantes que ofrecen comidas típicas de otros países. Lo que al principio parecía una moda, hoy en día es toda una tendencia que llegó para quedarse: probar diferentes lugares para comer.

Qué pretendemos de un restaurante

En primer lugar, la mayoría de las personas pretenden que la comida sea muy buena y preparada con ingredientes de primera calidad. En segundo lugar que el restaurante, bodegón, café, heladería, etc. esté limpio.

El último requerimiento puede parecer insólito ya que es un principio que no se discute en este campo: todo debe estar limpio. Sin embargo, no siempre sucede esto. Hoy en día la mayoría de los locales gastronómicos contratan empresas expertas en la limpieza de sitios en donde se cocina y se come. Por ejemplo, las empresas de limpieza en Capital Federal brindan servicios generales y también específicos para particulares y empresas. Naturalmente hay muchas en el mercado y no todas tienen la misma la experiencia para manejar la limpieza de locales gastronómicos.

Hasta el momento, mencionamos comida y limpieza. Los factores que siguen pueden sorprender a muchos.

El servicio y el ambiente: Dos factores básicos a la hora de elegir el lugar. Sentirse como en casa es una satisfacción muy importante en el momento que nos disponemos a comer.

Que las porciones sean grandes: Muchas comensales se quejan de las porciones pequeñas que reciben en restaurantes reconocidos, tanto los más populares como los de alta cocina.

Precio acorde a la calidad: No siempre se dan estas dos condiciones juntas y los argentinos generalmente las exigimos.

Que no cobren cubierto: La mayoría de las personas que comen en un restaurante odian que le cobren el cubierto.

Que se puede elegir la mesa que uno prefiere: básica, ¿no es cierto? Sin embargo, no siempre sucede.

Aunque a los porteños y al resto de los argentinos siempre nos critiquen por comer casi como niños en relación con nuestros gustos (sencillo, sin mucho picantes y nos encantan los dulces), sabemos lo que queremos. Por ese motivo, cuando encontramos un lugar en el que cocinen rico, que esté limpio gracias a una empresa que hace desde la limpieza de oficinas hasta la de los locales gastronómicos más grande de la ciudad, y que las porciones sean grandes, nos sentimos felices de haber ido a comer “afuera”.

5 consejos para que tu restaurante venda más

Gracias a la proliferación en los medios de propuestas gastronómicas en formato de reality shows, programas de cocina y visitas culinarias, el mercado se ha vuelto más competitivo y exigente desde todos sus ángulos. Es tan grande la oferta de restaurantes que el marketing ha puesto toda su atención a pedido de los empresarios gastronómicos, desarrollando una nueva especialidad: el marketing gastronómico. Esta disciplina brinda una serie de estrategias claves para que los restaurantes se destaquen y vendan más.

A través de estos 5 efectivos consejos, lograrás vender más, con ingenio y sin gastar de más.

Elegí, diferenciá e impactá

La selección de la oferta gastronómica lo es todo ya que significa realizar un sutil recorte a una propuesta originalmente inmensa. Muchas son las alternativas que te llevan a definir los platos y la forma de venderlos; por ejemplo, la ubicación del local, la estación del año o la oferta de la competencia. Cualquiera sea la opción que elijas debe dar paso a una propuesta gastronómica estratégicamente pensada.

Hecha la selección de los platillos que vas a ofrecer, resulta vital que cuentes con personal especializado para que lo preparen y la materia prima acorde a los resultados que deseas obtener.

Debes entender que el marketing ayuda, pero la comida que pongas en el plato será la reina. Campañas publicitarias utilizando Google Ads (https://imactions.com/google-ads) te ayudarán a promocionar tu oferta gastronómica.

Resultado de imagen para vender mas

Nombres que impacten

El nombre que elijas para tus platos es fundamental porque la seducción, unida a la comprensión de la oferta, invitará a que tus clientes deseen irrefrenablemente querer degustar ese platillo. La denominación del plato debe ser acorde a la propuesta, puede ser directa como “milanesa de pollo” o una fina pincelada de poesía como “pollo apanado en astillas de pan”; lo importante es que esté en sintonía con los clientes a los que querés llegar.

Personal especializado

Así como es fundamental contar con personal especializado en la cocina, de igual manera es esencial que los empleados de la barra y el salón cumplan su función para incrementar las ventas.

El personal que está en contacto directo con los clientes debe estar a la altura de las circunstancias, sugiriendo la mejor bebida para realizar un maridaje perfecto, ofreciendo los platos estrellas del restaurante y vendiendo como una tarea más de su actividad diaria.

Ofertas y promociones

Si pensás tener propuestas especiales como día de parejas, de mujeres, 2 x 1, happy hour, entre otras, deben estar desde el lanzamiento mismo del restaurante para que sea una marca distintiva y que se convierta en una costumbre entre los clientes, quienes de seguro volverán.

Expertos como Imactions nos dice “Que tu restaurante esté presente en las redes sociales no es una opción, es una obligación. Una buena campaña de marketing digital para pymes es esencial hoy en día”

Premio a ciertos clientes

Si tus clientes vuelven es un premio hacia tu restaurante; recompensarlos con alguna atención es un detalle que conquista a los comensales haciéndolos habitúes de tu emprendimiento.

Las invitaciones de la casa a los clientes que vuelven al restaurante pueden ir desde una mesa especial hasta el obsequio del postre o la bebida, pasando por descuentos especiales y exclusivos.